jueves, 13 de abril de 2017

SÍNDROMES INVERSOS 2 (Cuando ancla el amor)


No entendemos, el daño que se puede hacer a una persona, el poner un celo extremo en su bienestar, Sobre proteger, poner todo capricho a merced de alguien sin ganarselo, o eludir castigos cuando estos deben ser aleccionadores, son una de las lacras que estamos sufriendo en el dia a dia, todos con nuestra mejor intención pero estamos dejando al mundo una hord de déspotas y pseudo tiranos que solo nos damos cuenta cuando ya es tarde y nos tienen a su merced, cuando nos damos cuenta que están sometiendo a otras personas de nuestro alrededor. Hace unas semanas, escuche en la radio la respuesta a todo, que solemos oír de parte de cierto tipo de gente, el "Porque sí", el "Es lo que hay", " Y punto pelota"... Estas son las coletillas que cualquiera que se cree con potestas, sin tenerla te sueltan y nos tragamos, en la mayoría de los casos por que les queremos o apreciamos, en otras simplemente por no discutir, pero que lo único que hacemos es ser consecuentes con una actitud que hace que se agrande sus escasas razones para maltratar a cualquiera en el peor de los casos o eludir responsabilidades a lo mínimo en su dia a dia. La generación "porque si", es aquella que al ser mimados en exceso, la única respuesta coherente a sus acciones es la citada, guiada por la única razón posible, la que su gana o su conveniencia le dicte a la cabeza... dejando así "quehaceres" diarios abandonados, en forma de trabajo o estudios, dejando así cualquier ayuda que puedan supuestamente ofrecernos en un "voy" eternalizado en el tiempo, o en una confrontación verbal, subida de tono con refunfuño al alejarse después de no actuar en esa orden... porque esa es otra parte, les cuesta aceptar ordenes,tener un horario de deberes diario, pues se creen reyes de sus circundantes. Todo esto es unica y exclusivamente culpa de quien les han mimado, de quien les han dado cosas sin ganarselas, de quien han asumido las consecuencias de los actos de otros, solo por amarles, de quien encubren comportamientos erróneos, de quien defienden en principio por creer indefensos y con todo esto, hacen posible la metamorfosis a esos seres que en la vida real, no entienden que el mundo es tan cruel, como se han vuelto ellos y si les sacas de la burbuja de protección el mundo le agobia y les come y les es difícil llegar a un puesto de responsabilidad, puesto que nunca les ha venido en conveniencia al tenerlo todo, llegando a ser agobiados, comidos y ninguneados en la vida real. Llevándolo a la política, ( ya que todo se lleva a ella) no son buenos los ascensos fulgurantes y esporádicos, no son buenos los políticos , que de casta y por casta han entrado en el roll de sus familiares, no son buenos los encubrimientos por ser afín de cualquier delito y en definitiva, no es bueno ser maestro, sin enseñar, ser padre si aleccionar y ser custodio sin que el custodiado vea la verdad del mundo Ese es el síndrome inverso, enseñar con amor, que la única potestad y voluntad es la de alguien que solo la tiene para ti y que al final te tratará como inferior por esa razón y se dara de bruces con la realidad de otros que han crecido igual que él.