martes, 1 de mayo de 2012

CURACIÓN ADECUADA

En estos días, que el dinero no da para pagar las cuentas que te engullen sin compasión. La gente (incluido yo) nos dota de un sentido sobre proteccionista, a la par que arisco para con lo nuestro, entre los demás. Este sentido ya lo arraigue en mi hace años que lo vengo a llamar Misantropía, más aunque no odie a nadie, si que no soporto alguna forma de actuar de mis semejantes. Pues bien, el viernes me levante mas o menos así y acompañando a un amigo al Medico de Cabecera me fije en un cartel el cual creí que era el bien para el alma que necesitaba. Aventurándome sin cita previa para entrar en esa consulta. Sin dejar hablar al doctor (con su bata blanca de postín), le conté todo lo que me afligía en angustia. -- Vera doctor, no puedo mas... No soporta a nadie. Odio a mis semejantes, Odio a mis clientes por su superioridad despótica, Odio a la mayor parte de mis amigos por sus consejos inoportunos, Odio a parte de mi familia por su hacer de las cosas que me incumben... doctor le odio a usted por esa mirada de póquer desvinculante a mi historia. No puedo mas de verdad, recéteme "Pastillas para no soñar" Aquella persona, con la comentada mirada desinteresada a lo que yo le contaba me respondió... -- ¡¡¡¡¡¡¡¡Mire usted, y eso a mí que me importa!!!!!!!!. -- Pues no es usted él medico del ODIO, capullo... Le grite -- Pues no soy él medico del OIDO, analfabeto de los cojones. Dejándome así helado, y sin argumentos. * El que no se consuela es porque no quiere. * Si no buscas el tratamiento adecuado para tu mal, nunca mejoraras aunque tu lo creas. * Si no entiendes el tratamiento, no llegaras a buen resultado. * Si te crees que no tienes cura, nunca te curaras aunque estés sano. * Vive y sé feliz o al menos no jodas al prójimo. Chiste adaptado y tuneado del maestro EUGENIO